Claves para reformar un restaurante

Si tu restaurante ha estado abierto durante 10 años y te ha ido bien, debes estar agradecido. El problema es que en algún momento deberás invertir en él para mantenerlo actualizado dentro de un panorama gastronómico que no para de reinventarse día a día. Pero, ¿cómo saber cuándo tu restaurante está listo para una reforma? Para los propietarios, el lanzamiento de nuevos conceptos va a hacer que sus clientes vean el local con nuevos ojos. Por este motivo, una buena remodelación cuando llegue su momento es fundamental para darle un nuevo impulso. Es posible que si has llegado hasta aquí es porque estés pensando en darle un cambio a tu local. Te dejamos algunas claves para la reforma de un restaurante. ¡Comenzamos!  

Mejores consejos para la reforma de un restaurante

reforma-restaurante

Tienes que evolucionar al mismo paso que evoluciona la industria

La remodelación es una oportunidad para generar algo de interés sobre el restaurante, especialmente para los clientes que no lo han visitado o que llevaban un tiempo sin hacerlo. Si tienes mucha competencia (que la tendrás) es importante que te mantengas visible a tus potenciales clientes. 

Tu presupuesto proyectado nunca es tu presupuesto real

Es un hecho. Las remodelaciones siempre cuestan más de lo que se espera y más de lo que se desea. Es importante lograr un equilibrio entre asumir más de lo que está presupuestado para que los clientes noten la diferencia. 

Realiza un plan de inversión que determine y organice tus principales prioridades. 

Siempre existen dos presupuestos: 

  • Un presupuesto que sabes que vas a poder asumir. 
  • Un presupuesto para hacer frente a un posible aumento de costos de reforma. 

Tienes que volver a ese número que sabes que no es aconsejable pasar para que las finanzas de tu restaurante no se vean afectadas.  

Es una oportunidad perfecta para cambiar tu negocio  

Es muy probable que a lo largo de los años hayas cambiado pequeños detalles con respecto a la decoración o la organización del mobiliario para restaurantes. Un cambio de sillas, taburetes o mesas puede hacer que el local tenga otro aspecto distinto. Cuando se trata de reformar un restaurante, también existen arreglos estructurales que pueden hacer mejorar el funcionamiento de tu negocio. No pierdas la oportunidad de hacer un gran cambio que mejore la funcionalidad de tu restaurante.  

Tienes que ser práctico para mantener el control  

Cuanto más se insista en los detalles minuciosos de la construcción, más control tendrás. Estar en el sitio mientras las cosas se van destruyendo y reconstruyendo te brinda la oportunidad de ser parte de más conversaciones e influir en el resultado final.   

Tus clientes son tu mayor activo, no tus cuatro paredes  

Ten en cuenta que tus clientes habituales pueden estar apegados a tu restaurante tal como está. Siempre existe el peligro de que, al hacer grandes cambios, se pierdan a algunos clientes leales en el proceso. Si los cambios son drásticos puede que tus clientes piensen que el menú ha cambiado, es allí donde debes asegurarles que todo sigue igual.  

Debes tratar que tus clientes formen parte de la evolución de tu negocio, recuerda que tu negocio lo hacen las personas no las paredes.

Habrá una curva de aprendizaje  

No esperes volver a abrir tus puertas para un servicio perfectamente fluido después de realizar grandes cambios en su almacenamiento y comedor. Considera realizar un servicio simulado de antemano para que el personal pueda acostumbrarse al nuevo diseño.  

No se puede sacar lo mejor de todo  

Es natural querer las cosas más caras y hermosas para tu restaurante, pero recuerda que existen alternativas menos costosas. Decide qué es lo más importante para ti, qué tendrá el mayor impacto y en qué está dispuesto a derrochar.  

Sé honesto contigo mismo sobre el futuro

¿Dónde ves tu restaurante en 5 o 10 años? ¿Seguirá abierto? ¿Estarás pensando en otra remodelación? Antes de comenzar, ten la certeza de que una reforma es una buena decisión para tu restaurante, pero debes inspeccionar todas tus opciones y pensar si la recompensa a lo largo del tiempo vale la pena.  

Conclusión 

Ahora que conoces algunas de las claves más importante para el momento de reformar tu restaurante, estamos seguro de que estás preparado para asumir este reto, donde la creatividad, organización, y menú toman el protagonismo. 

Si quieres cambiar el futuro de tu negocio, necesitas hacer una reforma, y con todos los consejos que te hemos regalado anteriormente, lograrás sacar lo mejor de tu negocio. Muchas gracias por leer este artículo, espero que haya sido de utilidad para ti y sea de provecho para tu restaurante, ¡Hasta la próxima! 

Logo