Junto a la ventana…

«De vez en cuando la alegría // tira piedritas contra mi ventana // quiere avisarme que está ahí esperando // pero me siento calmo // casi diría ecuánime // voy a guardar la angustia en un escondite // y luego a tenderme cara al techo // que es una posición gallarda y cómoda…»

Junto a la ventana...

Recordamos estos versos de Mario Benedetti para hablaros de espacios de ensueño junto a las ventanas. Si podéis aprovechar panorámicas con encanto y la luz natural para crear un rincón único en el hogar, no os lo penséis dos veces. Los resultados pueden ser sorprendentes. No importa dónde: el dormitorio, el baño, la cocina, el salón… cualquier zona de la casa con una ventana -por pequeña que sea- puede convertirse en mágica. Para ayudaros a inspirar a las propias musas, os proponemos seguir fáciles consejos.

Colchonetas y tapicería a medida.
Vía Decoholic

Transmite paz y comodidad

Utiliza el blanco como base, ya que este color no solo transmite paz, sino que potencia la luminosodad. Evita que este espacio contenga muchos elementos decorativos, siguiendo la máxima menos es más. Con esta idea, usa poco mobiliario y de no demasiada altura, a ser posible, para no restar vista al espacio.

En ocasiones, el tamaño de la ventana y su disposición permiten convertir el propio alféizar o sus alrededores en un cómodo espacio chill out. Para conseguirlo serán necesarios colchonetas y tapicerías a medida, además de cojines y almohadones, deforma que la comodidad sea tangible, invitando a relajarse cómodamente.

Junto a la ventana...
Vía Comodoos Interiores
Junto a la ventana...
Vía Anne Fritsch
Junto a la ventana...
Vía Favorite Places & Spaces
Junto a la ventana...
Vía Home Slice

En líneas generales, los estilos chill out & lounge, os ayudarán a elevar el confort a la máxima potencia. En Fiaka Ambient podéis encontrar un amplio catálogo para diseñar ambientes de ambas estéticas.

Junto a la ventana...
Vía Rue Vintage 74

Complementos y textiles

Añade al blanco de base un toque alegre a base de textiles y complementos con algún color vivo, estampados, rayas o geometrías. Las posibilidades son amplias: una alfombra, una pequeña cortina, cojines y tapizados…

Junto a la ventana...
Vía En Mi Espacio Vital

Un toque inspirador

Aunque la mirada al exterior puede resultar por sí misma inspiradora  -sobre todo si las singulares vistas alrededor roban el aliento- también una ventana y un exterior comunes pueden resultar encantadores con la ornamentación adecuada.

decoracion junto a la ventana
Vía Achados de Decoraçao
Junto a la ventana...
Vía Idehadas
Junto a la ventana...
Vía Blood and Champagne
Junto a la ventana...
Vía Casahaus

Para conseguirlo ayudan unas flores que den un toque de vida y color, una pieza que añada personalidad o algún mueble que transmita: un sillón con encanto, un arcón, algún clásico del diseño -en las imágenes vemos la silla BKF, entre otros- o un puff sobre el suelo, grande o pequeñito, dependiendo del espacio…

Para poner punto y final al post, os hablamos del elemento que no debería faltar junto a la ventana: ¡Libros! Ya sean en una estantería o apilados en el suelo. ¿No es un lugar ideal para disfrutar de la lectura?  Seguro que así a la inspiración se unen la imaginación y la fantasía 😉

Junto a la ventana...
Silla BFK. Vía Dar Amina
Logo